THE LESBIAN SISTERS

THE LESBIAN SISTERS
Fotos de Eugenia Gusmerini

martes, 4 de mayo de 2010

Y dale que dale


Al despertarme pongo la radio y un par de noticias me llaman la atención. La primera, hermosa donde las haya: ha nacido el primer buitre negro en libertad en los Pirineos, hacía más de cien años que no sucedía. Y la segunda que ya sabía pero me la han recordado: la recaudación de la lotto catalana va destinada a obra social.
Entre tanta marabunta de información que nos paraliza, ya casi nunca escuchamos esas pequeñas noticias que solapan otras como una nueva apagada eléctrica en algunas poblaciones catalanas por el temporal, el eterno debate del fallo del recurso del Estatut de Catalunya que sigue llenando las tertulias radiofónicas del país.
Los gallegos decimos, por ejemplo, ‘ista patata é do país’ pero nadie le da importancia, el gallego sabe quién es y no necesita un papel que le diga si es o no un país, se siente a gusto dentro del encaje español. ¿Quiere eso decir que es también español? Eso habría que preguntárnoslo a ver qué opinamos. El gallego es tan importante que en toda Sudamérica al español le llaman gallego y al español tampoco parece molestarle. Però al català i a la catalana sí els hi molesta i això s’ha de respectar. A mi me gusta más la unión que la intersección pero hay combinaciones que sólo tienen la opción de la intersección para seguir adelante, así que los que saben realmente que hagan lo que tengan que hacer. Antes o después de las elecciones. Eso sí, que digan algo cuanto antes porque es muy pero que muy pesado llevar más de dos años escuchando hablar de si nación o nacionalidad, de si encanja el artículo 2 de la constitución, que si esto que si lo otro, que si bla, bla, bla, como si no hubiera cosas más importantes que tratar con la que está cayendo.
Lo único que pido es un poquito de sol porque las goteras se están apoderando de este viejo ático en el que vivo. Es lo que tiene ser pobre de dinero, que tienes que vivir donde se puede.
El domingo me di un paseo por el Paral•lel hasta la estatua de Colón y es espectacular. Cuando vengáis a Barcelona no dejéis de visitarla y mirarla bien mirada. Es bien curiosa. Yo es que Barcelona, la descubro poco a poco, porque Barcelona es bien rica, en todos los sentidos, pero sobre todo es su urbanística.
Voy a ver qué dice Maruja Torres en la radio, de entrada afirma que es voluntariamente optimista.

5 comentarios:

Gina Lis dijo...

¡Nena! ¡Buenos días, matutina!

Paula Mocinho dijo...

Bon dia, Gina!!!

Ave dijo...

Es una verdadera pesadez, sobre todo que alguien se crea con derecho a decirle a los demás (mediante sentencia judicial, ná menos) cómo y qué se tiene que sentir, si patata, batata o maní. Más cansino aún que el nacionalismo centrífugo es el nacionalismo centrípeto (esto me lo aprendí en octavo de la egebé y todavía me acuerdo; cuando pienso en nacionalismos pienso inevitablemente en lavadoras, unas centrifugan muy bien - Alemania - y otras centrifugan fatal - España).

Y luego el fútbol: que si no quieren a los catalanes, que si los catalanes caca (que no Kaká), que si Xavi es antiespañol... ¡ay, pero quítales a los catalanes para SU mundial! Que les den, yo el mundial quiero que lo gane Portugal (¿¿juegan, no??)

Besos!

Cristina dijo...

Me alego por el buitre negro, por los que también serán agraciados por la bonoloto, por el optimismo de Maruja Torres y !por tus bellos despertares!

Paula Mocinho dijo...

ay, ave, cuanta razón anida en tus argumentos... juega, juega, además creo que hay un momento que ambas selecciones, la española y la portuguesa pasan, en octavos o en cuartos se encuentran... hombre, si no ganan los españoles (yo siempre he ido con España, son cosas de cuando era pequeña, de lo que he mamao y a lo una mama hay que tenerle un respeto y en la medida de lo posible serle fiel) que decía yo que si no gana España que gane Portugal que es un país de grandes humanidades y grandes personas, me encanta, de mayor a lo mejor me hago portuguesa, jejeje, pero claro, como soy gallega xa mais ou menos é o mesmo... petonets, ave, y se agradecen muchísimo tus comentarios

Cristina, qué guay que te hayas pasado por aquí, superbienvenida! un abrazo!